carne mechada

Carne mechada

La receta de carne mechada, que hoy les traigo es muy popular en varias regiones de España y de Latinoamérica. Esta forma de preparar la carne es habitual en el sur de Andalucía, sobre todo en Cádiz y Sevilla, donde la podemos localizar en muchos bares.

En Cádiz se acostumbra a servir caliente con una buena salsa en las cenas familiares y la preparan con lomo de cerdo.

En Sevilla también es muy común prepararla con el lomo pero se sirve fría, con sal gorda, pimienta negra molida y un chorrito de aceite de oliva por encima.

En el día de hoy vamos a ver como hacerlo y el resultado de las 2 formas, fría y caliente.

carne mechada

En el día de hoy compartimos contigo de qué manera preparar la carne mechada al estilo andaluz o como dicen los andaluces “carne mechá”.

En esta receta, en contraste con otras carnes mechadas, no se coloca nada en su interior, ni jamón, ni zanahoria ni pimiento. Es una carne ideal para hacerla con cierta antelación y comerla fría.

Un plato tradicional en esta zona de España es el bocadillo de carne “mechá”, que seguro que a los peques les chifla al igual que a toda la familia ¡sabe a gloria!

La manera tradicional de hacer “carne mechá” es adobar bien un pedazo de lomo, que se acostumbra a emplearse porque queda considerablemente más jugosa. Se dora en manteca de cerdo y después se cocina a lo largo de una o dos horas hasta el momento en que esté tierna.

Otras recetas con carne fáciles de hacer >> Picadillo a la Habanera

La carne mechada se puede guardar durante muchos días en la nevera y si la quieres guardar por un tiempo mayor puedes congelarla. Yo suelo congelarla ya fileteada en bolsas, porque es muy cómodo para ir sacándola conforme la precise.

Cómo preparar la receta de carne mechada

Ingredientes para receta carne mecha

  • Porción grande de carne, puede ser cualquiera pero le sugerimos lomo de cerdo.
  • 2 cucharadas de manteca de cerdo
  • 1 cabeza de ajo completa
  • 1 cucharada de pimienta negra en grano
  • ½ cucharada de clavos de olor
  • ½ cucharada de tomillo
  • 1 cucharada de comino
  • 3 hojas de laurel
  • 250 ml de vino blanco
  • 250 ml de caldo (puede ser un cuadrito diluido en agua)
  • Sal a gusto

carne mechada

Cómo hacer carne mechada

  1. En una cazuela bastante grande, vierte la manteca de cerdo para dorar la carne en ella.
  2. Coloca la carne cuando la manteca esté bien caliente y vas virando la carne en la medida en que esta cambie de color.
  3. Cuando esté sellada la carne, le agregas el ajo, los condimentos, el caldo, la sal y el vino. Debe quedar prácticamente cubierta la carne con el líquido.
  4. Hecho esto se deja cocinar a fuego medio y el tiempo depende del grosor de la carne, puedes tomar un cuchillo y pincharla para saber si la carne sigue cruda en el interior, esto lo sabrás cuando veas que aún sale sangre de adentro de ella.
  5. Continua pinchando la carne hasta el momento en que no salga sangre, lo que querrá decir que ya está cocinada.
  6. Sigue dando vueltas hasta el momento en que quede solo un poco del líquido con el que se cocina.
  7. Deje descansar hasta el momento en que se enfríe un tanto y es entonces cuando puedes cortarla.
  8. Puedes servirla con puré de papas, con unas papas fritas o con cualquier otro plato de acompañamiento como una ensalada.

Consejos

Podemos agregar algunas verduras a la salsa que quede después de cocinar la carne mechada. Pueden ser puerro, apio, zanahoria y unas hierbas aromáticas como tomillo, comino, orégano o romero, según tus gustos.

Si deseas cortar la carne el lonchas muy finas es mejor que la dejes descansar durante toda la noche en la nevera y te resultará más fácil.

Esta carne mechada puede servirse lo mismo caliente que fría, como un fiambre.

Si te ha gustado esta receta de carne mechada, compártela en las redes sociales con tus amigos y seguidores.

Leave a Comment