costillas de puerco al horno

Costilla de puerco al horno

Esta receta de costilla de puerco al horno es deliciosa y muy fácil de hacer. Hornear a fuego lento es el secreto para que la costilla quede suave y jugosa.

Algunos podrían tener la impresión de que las costillas son uno de esos platos que deberían dejarse a los que tienen más experiencia en la cocina, pero no es cierto. Hacer costilla de puerco en el horno es muy fácil. Todo lo que necesitas es tiempo – el 95% del tiempo de la receta es relajarse y esperar a que las costillas estén listas.

Aprendí a hacer la costilla de puerco al horno con unos amigos y desde ese momento nunca la he hecho de otra manera. Así que te sugerimos que prepares las costillas, elijas una película, abras una cerveza y te relajes.

Esta receta de costilla de puerco al horno es muy fácil, se hornean antes de añadir la salsa y solo después es cuando se unta la salsa. Puede usar la salsa de barbacoa sugerida en la receta de abajo (que es muy simple de hacer) o usar su salsa favorita hecha en casa o comprada en la tienda.

Cómo quitar la membrana

Para que las costillas queden más tiernas, hay que quitar la fina membrana que las cubre. Puede ser un poco dura cuando se cocina y a todos nos encantan las costillas cuando la carne se desprende del hueso.

Para quitarla, coloca las costillas con la carne hacia abajo en una tabla de cortar. Localiza la fina membrana que las cubre. Usa un cuchillo para deslizarlo suavemente bajo la membrana y luego, con los dedos, tira de la membrana para separarla de los huesos. Si está resbaladiza o es difícil de quitar, usa un paño de cocina para agarrarla y tirar.

También puedes pedirle al carnicero que se le quite la membrana. ¡Menos trabajo para ti! Si prefieres que las costillas tengan un poco de mordida, entonces puede ser mejor dejar la membrana. ¡Todo depende de ti!

Cómo cocinar costilla de puerco en el horno

Cocinar costilla de puerco al horno no podría ser más fácil. Estos son los sencillos pasos:

  1. Quitar la membrana que cubre las costillas.
  2. Sazonar generosamente ambos lados con sal y pimienta. Esta es también una gran oportunidad para añadir más sabor al aliño con sus especias favoritas.
  3. Cubrir las costillas con papel de aluminio.
  4. Hornear las costillas a baja temperatura (135ºC) durante 3 o 4 horas o hasta que estén tiernas.
  5. Cubra la costilla de puerco al horno con la salsa de barbacoa y vuelva a hornear durante unos minutos hasta que la salsa se caramelice.

costillas de puerco al horno

Salsa barbacoa dulce y picante

En esta receta de costilla de puerco al horno puedes usar cualquier salsa de barbacoa que quieras, pero yo prefiero cocinar una rápida salsa dulce y picante – sólo toma unos pocos minutos. Para hacer la salsa solo hay que mezclar ketchup, azúcar moreno, salsa picante (puede ser Tabasco o Sriracha) y especias. Hemos compartido cómo hacerla en la receta.

Siempre se puede duplicar la salsa para la costilla de puerco al horno y la que quede, guardarla para utilizarla otro día en unas alitas de pollo fritas, en una hamburguesa o como salsa para las papas fritas. Otra opción es hacer una salsa de tocino y caramelo o una salsa de tocino y jalapeño, si te el gusta picante.

Costilla de puerco al horno

Ingredientes

Costillas de puerco

  1. 1 kg de costillas de cerdo
  2. Sal
  3. Pimienta negra

Salsa barbacoa dulce y picante

  • 1 cucharada de aceite de oliva
  • 1/4 de taza de cebolla cortada en dados muy pequeños
  • 1/2 cucharadita de comino molido
  • 1/2 taza de ketchup
  • 2 cucharadas de azúcar moreno
  • 1 cucharada de vinagre
  • Sal, al gusto
  • Pimienta molida, al gusto
  • 1 cucharada de salsa picante (opcional)

costillas de puerco al horno

Cómo hacer costilla de puerco al horno

Prepara las costillas de puerco

  1. Precalentar el horno a 135ºC.
  2. Si las costillas todavía tienen la fina membrana que las cubre, retírela.
  3. Sazonar ambos lados de las costillas con una cantidad generosa de sal y pimienta y luego colocarlas, con el lado de la carne hacia arriba, en una fuente apta para horno o en una bandeja de hornear con borde. Si la pieza de costillas es muy grande será necesario cortarla a la mitad para que quepa en la fuente o en la bandeja.
  4. Cubra bien la fuente o la bandeja de hornear con papel de aluminio y hornee hasta que la carne se desprenda fácilmente de los huesos, de 3 a 4 horas.

Hacer la salsa de barbacoa

  1. Mientras las costillas se cocinan, haz la salsa de barbacoa.
  2. Calentar el aceite de oliva en una cacerola a fuego medio.
  3. Añada las cebollas y cocine hasta que estén suaves y translúcidas, de 5 a 8 minutos.
  4. Añada el comino y cocine durante 30 segundos más.
  5. Añada el ketchup, la salsa picante (si la va a usar), el azúcar moreno y el vinagre.
  6. Revuelva para mezclar todos los ingredientes.
  7. Sazone con sal y pimienta al gusto y cocine por 2 minutos.
  8. Retire del fuego y reserve.

Para terminar la costilla de puerco al horno

  1. Retira la bandeja del horno, desecha el papel de aluminio y con la salsa de barbacoa pincela generosamente las costillas por ambos lados.
  2. Mover la bandeja cerca de la parte superior del horno y hornee las costillas durante 3-4 minutos, sólo hasta que la salsa de barbacoa empiece a caramelizarse. (Vigile de cerca las costillas mientras se asan para que la salsa no se queme).
  3. Retirar del horno y dejar reposar unos mnutos.
  4. Cortar y servir la costilla de puerco al horno inmediatamente.

¿Se puede usar la salsa barbacoa del súper?

Sí, por supuesto. Queda deliciosa también.

¿Cuántas calorías tiene esta receta?

Tiene 223 calorías.

Leave a Comment