beber oporto

El vino Oporto forma parte de los vinos fortificados. Fue creado ya antes del siglo XVIII, en la Zona Vitícola del Alto Duero (Douro, en portugués), una zona famosa por sus vinos y donde encontraremos un sinfín de razones para beber Oporto.

El oporto tinto se obtiene desde las uvas Tinta Roriz, Tinta Barroca, Tinta Cao y Touriga, mientras que el Oporto blanco se consigue desde las uvas Malvasía Dourada, Rabigato, Malvasía Fina y Gouveio.

beber oporto

Si alguna vez te has preguntado cuál es la razón por la que a través de los años hay tanta gente empeñada en adquirir vinos de Oporto, va a ser que existen buenos motivos para esto.

Recetas elaboradas con vino >> Enchilado de langosta con vino infiel

El día de hoy te mostramos las cuatro mejores razones para beber Oporto:

¿Por qué beber Oporto?

Su valor:

Todos sabemos que existen variadas opciones (algunas muy costosas) en lo que se refiere a vinos en el mercado. Para disfrutar de un buen vino, no es preciso hacer una enorme inversión. Esto es gracias a vinos como el Ruby y el Tawny, que pueden adquirirse en costes económicos, para recrear el paladar de familiares y amigos en asambleas y festividades.

Su sabor:

Los vinos Oportos son elaborados con una porción de aguardiente de uva, añadida al instante de su fermentación. Este paso elimina la levadura y cierra el ciclo de fermentación del vino sosteniendo su inconfundible dulzura. Un Ruby joven puede tener sabores frutales de ciruela y cereza que te van a dejar encantado. En cambio, un Tawn es guardado por años en barriles, que acentuarán su sabor a frutos rojos.

beber oporto

Su durabilidad:

Una característica atrayente del Oporto es su durabilidad, que deja preservarlo íntegro tras abierto por meses en casa. El Ruby se puede sostener fresco unas poquitas semanas tras la apertura. Un Tawny puede preservarse en estupendas condiciones a lo largo de dos meses tras ser abierto; y un Tawny añejo puede perdurar hasta un año. Cosa que no es para nada abominable, para personas que acostumbran a tomar poco, o bien que desean reservar sus bebidas preferidas para ocasiones singulares.

Su elegancia:

La historia del Oporto le antecede otorgándole una distinción indiscutible. Recordemos que el Oporto alcanzó su fama en 1600; cuando la guerra entre Francia y Gran Bretaña provocó el poco abastecimiento de vino por parte de estos últimos. Lo cual, llevó a que estos fueran a buscar en Portugal el vino; añadiéndole aguardiente, para evitar que se dañara en su travesía por el mar. Y desde ese tiempo hasta la actualidad, no ha dejado de ser uno de los preferidos entre las personas letradas y distinguidas, a nivel mundial.

¿Y tú, eres de los que te gusta beber Oporto?

Guardar

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí