Salsa Chilena

La Salsa Chilena, es una deliciosa salsa picante, ideal para servir con un pescado o con un bistec a la parrilla, con un pollo asado o simplemente untarla en un pan para preparar un bocadillo.

La salsa chilena es muy fácil y rápida de preparar pues se hace de la misma forma que la mayonesa.

Debe consumirse, preferiblemente, el mismo día que se elabora, pero se mantendrá bien durante un par de días en el refrigerador.

Salsa Chilena

Otras recetas fáciles de hacer: <<Plátanos en tentación>> <<Patatas rellenas de jamón y queso>>

 

La Salsa Chilena

Ingredientes

  • 2 chiles serrano (puede ajustar el picante a su gusto)
  • 1 diente de ajo
  • 1 taza de hojas de cilantro fresco
  • 1 cucharadita de sal
  • 1 huevo
  • 1 taza de aceite de girasol u otro aceite de sabor neutro
  • 1 cucharada de jugo de lima recién exprimido

Salsa Chilena

Cómo hacer la Salsa Chilena

  1. Coloque los chiles, el ajo, el cilantro, la sal y el huevo en el vaso de la batidora o licuadora.
  2. Bata hasta que se haga un puré suave.
  3. Inmediatamente y sin dejar de batir, comience a añadir lentamente el aceite.
  4. Continúe mezclando durante uno o dos minutos hasta que la salsa adquiera una textura parecida a la de la mayonesa.
  5. Agregue el jugo de lima y bata hasta que se integre en la salsa.
  6. Vierte en un tazón y ya está lista para utilizarla.

¿Se le puede poner cebolla a la salsa?

Sí, puedes agregar la cebolla junto con los chiles, el ajo, el cilantro, la sal y el huevo. Quizás tengas que agregar un poco más de aceite para que quede espesa.

¿El huevo puede estar frío?

Sí, pero es mejor utilizarlo cuando esté a temperatura ambiente.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí