volteado de piña

Volteado de piña

Este volteado de piña es una tarta que se montada al revés, cuando le das la vuelta para desmoldarla, la parte que estaba en el fondo pasa a ser la superficie de la tarta. Es ideal para consumir en cualquier época del año.

El volteado de piña queda suave y jugoso y la cobertura de piña caramelizada con azúcar moreno le da un aspecto magnífico. Los jugos se filtran en la tarta, añadiendo un sabor y una textura aún más deliciosos.

Volteado de piña

Esta receta de volteado de piña, aunque es fácil de hacer hay varios detalles que se deben tener en cuenta y que se los iré explicando. He cambiado algunas cosas de la receta original para hacer una nueva versión más adaptada a mis gustos. Utilicé los mismos ingredientes, sólo que en diferentes formas, proporciones y cantidades.

Esta versión del volteado de piña queda mucho más suave que la original. Usar mantequilla cremosa en lugar de derretida, harina de pastelería en lugar de harina para todo uso, toda el azúcar blanco en lugar de azúcar moreno + blanco y usar claras de huevo garantiza una gran diferencia de textura.

Además, no utilizo el zumo de piña en la masa porque a menudo produce una miga húmeda. Tampoco lo necesita pues hay mucho sabor a piña en la cobertura. Finalmente, mi versión tiene menos masa de tarta, así que no hay que preocuparse de que se desborde.

En la cobertura de piña con cerezas no cambié nada. No se juega con la perfección.

Con la receta original, el volteado de piña queda demasiado pesado y jugoso, con esta versión queda más suave, agradablemente jugoso y con menor cantidad de masa.

Ingredientes principales del volteado de piña

  • Piña y cerezas: Las recetas tradicionales utilizan piña en lata y cerezas marrasquino, pero puedes usar rodajas de piña fresca y cerezas frescas si lo deseas. Si usas cerezas frescas, recomiendo reducirlas a la mitad. Retira el exceso de líquido de la fruta fresca con papel absorbente.
  • Harina para pasteles: Más ligera que la harina para todo uso, la harina de pastelería produce una miga suave.
  • Polvo para hornear y bicarbonato de sodio: Los dos añaden mucha fuerza bajo la cubierta pesada.
  • Sal: Equilibra la dulzura.
  • Mantequilla: En lugar de mantequilla derretida, usa 6 cucharadas de mantequilla ablandada. Necesitarás un poco más para la cobertura. La mantequilla y el azúcar garantizan una miga suave.
  • Azúcar: El azúcar blanca, además de endulzar, suaviza la masa. El azúcar moreno en la cobertura proporciona el sabor esencial en el volteado de piña.
  • Clara de huevo: Hace que la tarta sea más ligera que si se agregan las yemas.
  • Extracto de vainilla: Infunde sabor.
  • Crema agria y leche: Junto con la harina y las claras de huevo, la crema agria influye en la suavidad de la masa. La crema agria y la leche entera son muy recomendables para obtener el mejor sabor y textura en la tarta.

Cobertura del volteado de piña

En la cobertura no cambié nada de la receta original. Al igual que en ésta, la cobertura la hice con los anillos de piña en lata, cerezas marrasquino, mantequilla y azúcar moreno. Siempre utilizo 10 anillos de piña, algunos los corto la mitad, que son los que casi siempre trae una lata de 565 gramos.

Un consejo para la cobertura: Seque con papel absorbente las rodajas de piña y las cerezas marrasquino antes de usarlas. El exceso de líquido crea una desagradable textura en el volteado de piña.

El volteado de piña no necesita ninguna decoración extra, ya la tiene en la cobertura horneada.

Cómo hacer el mejor volteado de piña

Este volteado de piña es rico en mantequilla y la cubierta de fruta dulce es absolutamente irresistible. Los pasos son muy simples, tal y como detallo a continuación.

  • Prepara la cobertura: Derretir la mantequilla, verterla en el molde, espolvorear con azúcar moreno y colocar los anillos de piña con las cerezas marrasquino en el centro. Siempre refrigero la cobertura mientras preparo la masa, pues esto ayuda a solidificar el diseño.
  • Prepara la masa de la tarta: Mezcla todos los ingredientes secos. En un tazón aparte, mezcla la mantequilla y el azúcar. Bata las claras de huevo, agrega la vainilla y luego la crema agria. Añade los ingredientes secos a los húmedos, vierte la leche y bate hasta que estén bien mezclados. Tendrás unas dos tazas de masa.
  • Esparcir sobre la cobertura: Vierte y esparce la masa de la tarta sobre la cobertura enfriada.
  • Hornear: Debido a la capa inferior húmeda (que es la cobertura), la tarta tarda mucho más tiempo que una tarta clásica de una capa. Los jugos burbujearán por los lados, creando unos increíbles bordes caramelizados. (¡Son tan sabrosos!) Con el volteado de piña, siempre es una buena práctica colocar una bandeja de hornear en una rejilla inferior para recoger los jugos en caso de que salpiquen por los bordes.
  • Enfriar el volteado de piña: Enfriar el pastel durante 20 minutos antes de desmoldarlo en un plato de servir. Si se desmolda antes, se creará un desastre… hay que enfriarlo para que la cobertura «se fije» tanto como sea posible. El volteado de piña se corta mucho mejor si lo dejas enfriar completamente a temperatura ambiente.

volteado de piña

Otras recetas fáciles de hacer: <<Pastel con 7-Up>> <<Fabada Asturiana>>

Sé que te encantará la textura única del volteado de piña, especialmente la fruta caramelizada de azúcar moreno.

Volteado de piña

Ingredientes

Cobertura

  • 1/4 de taza (60 g) de mantequilla sin sal, derretida
  • 1/2 taza (100 g) de azúcar moreno
  • 8-10 rodajas de piña
  • 15-20 cerezas marrasquino

Tarta

  • 1 y 1/2 tazas (170 g) de harina para repostería
  • 1 cucharadita de polvo de hornear
  • 1/4 de cucharadita de bicarbonato de sodio
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 6 cucharadas (85 g) de mantequilla sin sal, ablandada a temperatura ambiente
  • 3/4 de taza (150 g) de azúcar blanca
  • 2 claras de huevo, a temperatura ambiente
  • 1/3 taza (80 g) de crema agria, a temperatura ambiente
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
  • 1/3 de taza (80 ml) de leche entera, a temperatura ambiente

volteado de piña

Cómo hacer el volteado de piña

  1. Precalentar el horno a 180°C.

Prepare la cobertura primero:

  1. Vierta 1/4 de taza de mantequilla derretida en un molde para pastel, sin engrasar. El molde debe tener unos 4 cm de profundidad para no tener problemas de desbordamiento.
  2. Espolvorea el azúcar moreno uniformemente sobre la mantequilla.
  3. Retire cualquier exceso de líquido de la piña con papel absorbente. Cuanto más húmeda esté la fruta, más probable es que el pastel se desborde o que la cobertura se desmorone al desmoldar el volteado de piña.
  4. Disponga unas 6-7 rodajas de piña secas y todas las cerezas sobre el azúcar moreno. Siempre corto a la mitad 3 anillos de piña para colocarlos por los lados del molde.
  5. Coloca el molde en el refrigerador por unos minutos mientras preparas la masa de la tarta. Esto ayuda a solidificar la decoración de la cobertura.

Prepare la masa de la tarta:

  1. Mezcle la harina, el polvo de hornear, el bicarbonato de sodio y la sal. Reserve.
  2. Bata la mantequilla a alta velocidad hasta que esté suave y cremosa, aproximadamente 1 minuto. Puede hacerlo con una batidora de mano, un robot de cocina o con el batidor.
  3. Añada el azúcar y bata a alta velocidad hasta que esté completamente integrada, aproximadamente otro 1 minuto.
  4. Raspe los lados del tazón con una espátula de goma.
  5. Añada las claras de huevo y bata hasta que se integren.
  6. Agregue la crema agria y el extracto de vainilla y bata hasta que se integren.
  7. Raspar nuevamente los lados del tazón.
  8. Vierta los ingredientes secos en los húmedos.
  9. Bata a baja velocidad y mientras la batidora funciona, vierta lentamente la leche.
  10. Continúe batiendo a baja velocidad sólo hasta que todos los ingredientes se mezclen. No debe batir en exceso. Puede que al final tenga que batir a mano para asegurarse de que no haya grumos en el fondo del recipiente.
  11. La masa debe ser ligeramente espesa.
  12. Retire la cobertura del refrigerador.
  13. Vierta y distribuya la masa de la tarta de manera uniforme sobre la cobertura.
  14. Hornee a 180ºC durante 45-50 minutos. A mitad del tiempo de horneado, cubra el molde con papel de aluminio para evitar que la parte superior se oscurezca antes de que el centro tenga la oportunidad de cocinarse completamente.
  15. El pastel estará listo cuando un palillo de dientes insertado en el centro del pastel salga limpio. No te alarmes si el pastel tarda más tiempo o si se levanta y se pega al papel de aluminio.
  16. Retire el molde del horno y déjelo enfriar en una rejilla durante 20 minutos.
  17. Desmolde el volteado de piña en un soporte para tortas o en un plato para servir.
  18. Algunos de los jugos de la cobertura se filtrarán por los lados, es normal.
  19. Puedes cortar y servir la tarta caliente, pero las rebanadas no serán perfectas. Es mejor dejar que el volteado de piña esté a temperatura ambiente antes de cortarlo y servirlo.

Notas:

  • No refrigere el volteado de piña para acelerar el proceso de enfriamiento porque podría terminar siendo demasiado denso.

¿Cuánto tiempo puedo guardar el volteado de piña sobrante?

Puedes guardarlo hasta 3 días en el refrigerador. No recomiendo congelar los restos.

¿Con qué puedo sustituir la crema agria?

Puedes sustituirla con yogur natural, aunque el pastel no quedará tan suave. Lo mismo ocurre si utilizas una leche descremada o una no láctea.

Leave a Comment